III Simulacro Nacional Escolar

Escuelas que previenen son escuelas seguras

El Ministerio de Educación (Minedu) exhorta a la comunidad educativa a prever las acciones para ejecutar la movilización nacional con responsabilidad en el Tercer Simulacro Nacional Escolar ante sismo, precipitaciones y peligros asociados, que se desarrollaró el 11 de julio en todas las instituciones educativas. Esto se da a razón de que el Perú es un país de alto riesgo ante diversos fenómenos naturales y que a la fecha el Centro de Operaciones de Emergencia Sectorial del Ministerio de Educación (COES MINEDU) ha monitoreado la afectación de 2634 locales escolares por eventos adversos.

Frente a ello, el Ministerio de Educación, a través de la Oficina de Defensa Nacional y de Gestión del Riesgo de Desastres, implementa los simulacros escolares como ejercicios que permiten poner en práctica técnicas y protocolos que pueden activarse en situaciones reales de desastre. Estas acciones permiten evaluar la capacidad de respuesta ante emergencias.

Es un ejercicio de acciones operativas que se realiza sobre un escenario hipotético de emergencia o desastre, mediante el cual se evalúa el nivel de preparación alcanzado por la población y sus autoridades a fin de mejorar la capacidad de respuesta ante una situación de emergencia.

IMPORTANCIA DE SIMULACROS

El simulacro permite:

  • Aplicar y evaluar los planes y protocolos de Gestión Reactiva.
  • Promover la participación de la población ejecutando su Plan Familiar de Emergencias.
  • Evaluar las capacidades y estrategias de la gestión reactiva de los Grupos de Trabajo de la Gestión de Riesgo de Desastres (GTGRD) y las Plataformas de Defensa Civil (PDC) para afrontar emergencias y desastres en el ámbito de su responsabilidad.
  • ​​Validar los mecanismos de gestión de la información en los Centros de Operaciones de Emergencia (COE) para la adecuada toma de decisiones en la emergencia